Aprehender

Aprehender no es memorizar

 

Es increíble que estando en el s.XXI, en la sociedad del conocimiento, sea una tarea tan complicada poder crear ciudadanos críticos, reflexivos y emprendedores, teniendo en cuenta la cantidad de recursos que tenemos a nuestro alcance y la facilidad de acceso a la información. Y es que hoy en día, siguen habiendo docentes que basan su evaluación en la capacidad de memorizar del alumno/a y no en potenciar la capacidad de aprehender cierto contenido, para luego desarrollarlo con tus propias palabras. Es decir comprobar que realmente la persona ha entendido e interiorizado dicho aprendizaje, y que no se ha convertido en un simple “loro” que repite lo que ha memorizado. De esta manera se forman personas con capacidad de reflexión y de crítica, es decir personas que no sean conformistas, sino que que piensen por si mismas y tengan capacidad para la resolución de conflictos.Aprehender no es memorizar

Bien es cierto, que este tipo de docente, que cree que el aprendizaje es memorizar, es cada día menor. Sin embargo, por muy minoría que sea, son personas que están influyendo en el desarrollo de niños/as o ya personas adultas, y que por  lo tanto pueden condicionar y/o limitar la forma en que aprenden. Por ello, es importante la formación continua del profesorado. Sin embargo es necesario que la persona que enseña y evalúa interiorice ese cambio y se de cuenta de que los alumnos/as de hoy en día no deben de ser una biblioteca andante, ya que para ello hay infinidad de recursos donde la información y los datos están almacenados para sernos útiles, y es ahí dónde se debe de trabajar; en enseñar a los niños/as como utilizar la gran cantidad de recursos que hay a su disposición, enseñarlos a que sean críticos con la información, que sean personas con un pensamiento creativo, crítico y emancipador, que sepan trabajar y manejarse con las TIC, que aprendan a seleccionar aquello que les es útil y que consideran información de calidad. En definitiva lograr personas que piensen por sí mismas.

Por último, os dejo un artículo de Gema Lendoiro, publicado en el periódico ABC y titulado, Cómo enseñar a los niños a pensar”

Los chicos del coro - MundoPedagogico

Los Chicos del Coro

Los Chicos del Coro

 

Año: 2004

Duración95 min

País: Francia

Director: Christophe Barratier

Breve Sinopsis:

En 1948 Clément Mathieu, profesor de música desempleado, acepta un puesto como profesor vigilante en un internado de reeducación de menores. El sistema represivo aplicado por el director conmociona a Mathieu. Enseñándoles música y canto coral a estos niños tan difíciles, Mathieu transformará sus vidas cotidianas.

Reflexión:

Es una película que a pesar de haberla visto en varias ocasiones, sigue emocionándome, ya que mezcla la pedagogía y la música como medio para sacar los aspectos más positivos de cada uno de los muchachos. Además la actitud tan volcada y de implicación que muestra el protagonista es digna de admiración. Y es que uno de los aspectos fundamentales que debe tener un docente es saber ver y explotar los aspectos positivos de su alumnado, tanto a nivel grupal, como individualmente.

Por último os dejo la siguiente cuestión con el fin de que os animéis a dejar vuestras opiniones:

  • ¿Por qué solemos resaltar los aspectos negativos de las personas y nos cuesta tanto centrarnos en sus aspectos positivos?

 

Mi vida ha cambiado.

En muchas ocasiones la llegada de un niño o niña a nuestras vidas nos desorienta, sobre todo si nada sucede como lo habíamos imaginado. Por ello, muchas veces los padres y madres se sienten angustiados, bien porque sus expectativas no se cumplen o porque piensan que no están ejerciendo de una manera adecuada su tarea como padres y madres.

Por ello es importante saber dónde podemos pedir ayuda, buscar información u orientarnos. Algunos consejos, muy básicos, a llevar a cabo para comenzar la tarea educativa serían los siguientes:

  • Proponte objetivos específicos a corto plazo, y no te frustres sino los consigues en el tiempo que te habías propuesto. Persiste hasta lograrlo e inténtalo por diferentes vías, si la primera no te funciona como esperabas.
  • Infórmate: gracias las nuevas tecnologías la cantidad de información y orientación que podemos encontrar es infinita, además de manuales o libros relacionados con la tarea de educar. Aunque no toda la información que encontremos será de calidad, por lo que si puedes, pide ayuda a un experto de la educación para que te oriente a realizar la búsqueda.
  • El modelo educativo a poner en práctica, debe de ser consensuado por el padre y la madre. Dedica tiempo para hablar con tu pareja sobre la educación y los problemas de los hijos. Es muy importante que ambos os mantengáis unidos y os apoyéis frente a vuestro hijo/hija.
  • Aprovecha los recursos que el centro educativo te ofrezca. Bien sean reuniones con el profesorado o con el personal del gabinete psicopedagógico del centro. También, cada vez más, se están llevando a cabo Escuelas de Padres y Madres que pueden ser de gran utilidad y ayuda.
  • Presta atención a lo que tú hijo o hija te cuenta, que sienta que te importa lo que le sucede.

Pueden parecer aspectos muy básicos y sencillos, pero son necesarios para establecer una base en la educación de nuestros hijos e hijas.